Menu

Ya generan una hoja de ruta para mejorar control de ingreso de mercaderías en el Abasto

El intendente de Asunción, Mario Ferreiro, este lunes 23 de julio, participó de un día de gobierno en el Mercado de Abasto, donde mantuvo una fructífera reunión con distintos sectores involucrados en la comercialización de diversos rubros dentro del mayor centro de venta mayorista de la Municipalidad de Asunción, con la finalidad de emprender acciones para evitar productos que no cuentan con la documentación pertinente.

En la ocasión se reunió con permisionarios, productores del agro locales, empresarios de la Unión Industrial Paraguaya(UIP) y de la Cámara Paraguaya de Supermercados(CAPASU), de la Unidad Técnicas Especializada de la Aduana(DETAVE), del Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas(SENAVE), de la Cámara de Diputados, de la Policía Nacional, del Ministerio de Agricultura y Ganadería(MAG), de la Comisión Permanente de Permisionarios del Mercado de Abasto, de la Administración Administrativa del Mercado de Abasto(DAMA),

Permanencia de la mesa técnica

El Intendente de Asunción, Mario Ferreiro, señaló que en la fecha se trataba de continuar con lo que se había iniciado hace unos 15 días, cuando los productores del agro generaron el cierre de los portones del dicho mercado por el ingreso de tomates presumiblemente de contrabando.

“Tras el incidente, reunimos a ese grupo y a otros sectores en la Municipalidad de Asunción y a partir de ahí quedó reinstalada una mesa técnica que siempre ha trabajado para controlar el acceso de posible contrabando en la zona del Mercado de Abasto”, explicó el jefe comunal.

Indicó que en la reunión de la fecha participó también el presidente de la UIP, ingeniero Gustavo Volpe y el presidente de la CAPASU, Christian Clepuh, los productores fruti hortícolas, permisionarios, los referentes del Estado.

El intendente calificó la reunión de la mañana como muy fructífera porque se generó una hoja de ruta a seguir desde los los próximos meses.

Entre las medidas estará el control de ingreso a los portones del Mercado, con un horario de apertura y cierre de sus puertas, dispositivos de control, ya sean cámaras, formularios reestablecidos, etc. “Se pretende también la formalización de los productores agrícolas para que ellos tengan sus documentos en regla. Hemos hablado de ir haciendo una hoja de ruta que pueda reprisarse en todos los mercados de Asunción. Esto es apenas un comienzo porque también en las calles se ve mucho contrabando, por lo tanto, la gente de la UIP va a ir a reunirse con la gente de la Fiscalía para tomar cartas en el asunto”, agregó.

El intendente Ferreiro indicó que entre las medidas acordadas en las primeras reuniones se encuentra la de cerrar en horarios específicos ciertos portones para ordenar el ingreso de mercaderías por lugares específicos lo que permitirá un mejor control de la legalidad de los mismos y de la calidad fitosanitaria.

“La situación iba bien el año pasado, sin embargo, este año se tuvo un rebrote del fenómeno del contrabando, que está vinculado al cambio de los precios en la frontera, y también a la falta de control en las mismas.Pero ahora los productores salieron muy contentos ya que en los últimos 15 días mejoraron sus ventas, sus precios, así que estamos por buen camino. A partir de las mejoras que se tienen, en unas semanas más se tendrá un nuevo sistema”, dijo.

La idea es continuar con esta mesa de trabajo

A su turno, el director del Mercado de Abasto, Carlos Galarza dijo que se puede concluir de esta reunión que la mesa interinstitucional está funcionando y todos los sectores involucrados están respondiendo a la tarea.

“La idea es continuar con esta mesa y vamos a seguir ya que la formalización deberá ser lo que prime en el Abasto, es el objetivo concreto de esta reunión”, enfatizó.

También fue consultado sobre la obra del bloque C, señalando que la misma está bastante adelantada. “Hemos concluido la parte de las fundaciones y tubulones de la nueva infraestructura, estamos adelantados, en un mes según el cronograma de trabajo establecido”, informó.

El contrato menciona que los trabajos deben concluir en 10 meses, pero la idea es concluir lo antes posible para tener a los permisionarios en sus lugares definitivos.

Recurrir a otras instancias del Gobierno

También el presidente de UIP, ingeniero Gustavo Volpe destacó que el gremio hace rato viene reclamando esta situación crítica que ocasiona el contrabando, detectando que uno de los temas principales se debería tratar en el Abasto.

“A partir que esta reunión que resultó muy positiva, aunamos esfuerzos para reclamar en otras instancias de donde parte la cadena del contrabando que tanto perjudica a la producción. Lo que se implementará en el Abasto, con los controles y otras medidas, se podrá extender a otros mercados locales”, auguró.

Destacó la presencia de un representante de la Cámara de Diputado, ya que se pretende impulsar proyectos para modificar el Código Aduanero, en el sentido de que se pueda calificar el contrabando como un crimen. Así mismo informó que los miembros de la UIP mantendrían una reunión en la Fiscalía General del Estado.

“Hoy es muy fácil, resulta que los contrabandistas pagando una multa se liberan del tema . Por lo que es vital endurecer las sanciones. Que no tengan posibilidad de pagar multas. Y mover a las autoridades para que mejoren sus trabajos y no se nutran del contrabando como ocurre actualmente”, enfatizó el dirigente industrial.