Menu

Realizaron operativo interinstitucional para despejar de vendedores ambulantes veredas de la calle Palma

Un Operativo interinstitucional conjunto se realizó en la mañana del pasado viernes 24 de marzo sobre la calle Palma, del cual participaron direcciones de la Municipalidad de Asunción, de la Policía de Delitos Económicos y de la Dirección Nacional de la Propiedad Internacional (DINAPI), para despejar de vendedores no habilitados la vía pública.

Para la Comuna Capitalina el objetivo es evitar la ocupación del espacio público en una arteria tan importante del centro histórico de la ciudad. En tanto que para la DINAPI, su preocupación radica en la venta de productos falsificados, principalmente en el campo de la producción de la propiedad intelectual. Y la Policía de Delitos Económicos verificó que los comerciantes no vendan productos de dudosa procedencia.

Los inspectores de la Comuna de la Policía Municipal de Vigilancia y de Planeamiento Urbano, realizaron el recorrido de la calle Palma desde la calle México hasta Juan E O’Leary, para proceder al levantamiento de mercaderías, ya que con anterioridad se había notificado a todos los comerciantes sobre la disposición municipal.

El Director de la Policía Municipal de Vigilancia, Eduardo Samaniego, sintetizó los pasos que se dan en estas intervenciones.

“Primero se les notifica a los comerciantes, luego se labra acta y por último se solicita una medida de urgencia para hacer el levantamiento de las mercaderías. En el caso de los comerciantes visitados esta mañana, ya se les había notificado y ya se labró acta de intervención”, aclaró.

Retiraron mesas y sillas de puestos gastronómicos ubicados en la vereda sin autorización

En el operativo no solo se intervinieron los puestos ocupados por los vendedores de productos varios, sino también se obligó a varias firmas gastronómicas de renombre, que tenían extensiones de sus negocios en las veredas de la calle Palma, donde sacaban mesas y sillas, a retirar esos muebles por no contar con las habilitaciones de PCI (Prevención Contra Incendios) y patentes comerciales correspondientes.

Los comerciantes son pasibles de multas, por lo que se labraron actas de estas actuaciones y si no cumplen con los trámites administrativos correspondientes, se les obligarán a desmontar los toldos y otros elementos colocados sin permiso sobre la vereda.