Menu

Plan CHA se revisó en el marco de los Seminarios Internacionales sobre Revitalización de los Centros Históricos de América Latina

Plan CHA se revisó en el marco de los Seminarios Internacionales sobre Revitalización de los Centros Históricos  de América Latina

Desde el pasado lunes 13 hasta este martes 14 de noviembre se desarrolló en el Hotel Crown Plaza de nuestra ciudad capital, el Taller de Revitalización del Centro Histórico de Asunción, organizado por la Municipalidad de Asunción y la Secretaria de Cultura, con activa participación de técnicos de la Comuna capitalina en las diversas mesas de trabajo.

El Taller que reune a diferentes actores e instituciones de la capital, con el objetivo de proponer y articular la factibilidad y viabilidad de los proyectos de gestión del Centro Histórico de Asunción (CHA) y su plan maestro de revitalización (Plan CHA); estuvo a cargo del arquitecto chileno Leo Orellana, quien dirige el Programa SIRCHAL (Seminarios internacionales sobre la revitalización de los centros históricos de América Latina y el Caribe).

La actividad estuvo dirigida especialmente a  integrantes de la Mesa Técnica para el Plan CHA, representantes de organizaciones civiles y otros actores del CHA. En este sentido, se unificaron en una base de datos, el patrimonial cultural del centro histórico y se trataron temas de movilidad y de normativas vigentes.

En horas de la mañana de este martes 14 de noviembre, el Intendente de Asunción, Mario Ferreiro y el ministro secretario de Cultura, Fernando Griffith, recorrieron  las distintas mesas de trabajo y escucharon a los técnicos que están en la elaboración de nuevas propuestas.

Intendente Ferreiro quiere trabajar positivamente los recuerdos

El jefe comunal capitalino evocó la Asunción de ayer ante los participantes del taller, y propuso un nuevo sentido que potencialmente se puede lograr a partir de la memoria.

“Cuando las principales actividades ciudadanas  se desarrollaban en el centro, cruzar en lancha la bahía para ir a la fiesta del Mbigua, las mesas de los bares en las calles, el San Marino y tantos otros lugares tradicionales, recorrer sus calles, porque nuestro barrio era el casco histórico”, memoró con nostalgia.

Agregó que “sobre esa nostalgia se puede trabajar positiva o negativamente, si nos quedamos solamente en el recuerdo y activamos la nostalgia como reproductora de recuerdos que no han de volver estamos frustrados, por eso tenemos que hacer caso a la propuesta del arquitecto  Gustavo Glavinich, de convertir esos recuerdos en posibilidades, no en un muro de lamentos”, señaló.

Destacó que la forma de vencer a la burocracia paralizante de nuestro país, es trabajar en equipo y de forma multidisciplinaria e interinstitucional, resaltando que nunca se trabajó de la manera en que hoy se está haciendo.

Destacó que la Municipalidad destinó a más de 15 directores para participar del taller; lo que fortalece la iniciativa pues garantiza conexión entre instituciones y acciones articuladas.

Al retirarse del taller afirmó que en la fecha se dio un paso histórico importante, pues más allá de cuestiones partidarias que dividen, se llegó a acuerdos sobre políticas públicas que van a tener vigencia mucho más allá de las coyunturas políticas circunstanciales, lo cual redundará positivamente para el bienestar de la gente.